Estás aquí
Portada > Noticias > Nueva línea de investigación en cáncer contribuiría con el tratamiento del coronavirus

Nueva línea de investigación en cáncer contribuiría con el tratamiento del coronavirus

Lima.-. Análisis genómicos realizados en el mundo han revelado que la proteína S del nuevo coronavirus difiere de las de sus parientes cercanos, y sugieren que la proteína presenta un sitio, o dominio, que es activado por una enzima de la célula huésped llamada furina.

Este dato es importante, porque la furina se halla en numerosos tejidos humanos, incluidos los pulmones, el hígado y el intestino delgado, lo que significa que el virus tiene el potencial de atacar múltiples órganos.

Al respecto, el Dr. Mauricio León Rivera, director médico del Centro Detector del Cáncer y cirujano oncólogo de la Clínica Ricardo Palma, explicó que la furina se sobreexpresa en una variedad de cánceres donde aumenta la actividad de los oncogenes en múltiples vías cancerosas. También, dijo que se requiere furina para la infección por covid19 y otras infecciones.

Nueva línea de investigación En los últimos años, la inhibición de la furina se está explorando principalmente como una terapia contra el cáncer, con ensayos clínicos de fase II / III como parte de una inmunoterapia combinada para el cáncer de ovario en estadío avanzado.

Hay varios medicamentos anti-furin en ensayos clínicos para tratar el cáncer. Estos inhibidores podrían ser realmente efectivos para pacientes con cáncer con una infección activa por covid19, además de infecciones con cualquier flavivirus que use furina para la activación, como el herpes, virus del dengue, fiebre amarilla, entre otros.

“En ese sentido, sería una línea de investigación interesante que podría conducir a nuevos hallazgos y tal vez a una publicación”, indicó el especialista.

Organización Mundial de la Salud (OMS) La Organización Mundial de la Salud (OMS), recientemente decidió poner en marcha un plan para conseguir un fármaco que sea eficaz en el tratamiento del coronavirus Covid-19. Con ese propósito seleccionó cuatro drogas según su mayor disponibilidad y eficacia en el tratamiento de otras patologías, como el ébola, la malaria, VIH y cáncer.

Entre ellas se encuentran la Cloroquina, una clase de medicamento antimalárico y amibicida porque sirven para el tratamiento y la prevención de ambas enfermedades, así como la artritis reumatoide. Remdesivir, es otro de los medicamentos, que es antiviral para tratar enfermedades infecciosas como el Ébola y el SARS.

Ritonavir y lopinavir, la combinación de estos dos fármacos, que se utilizó para el tratamiento del VIH, sigue en estudio, aunque por el momento no demostró resultados muy alentadores.

Ritonavir/lopinavir e interferon-beta, sustancia natural que ayuda al sistema inmunitario del cuerpo a combatir infecciones y otras enfermedades, como el cáncer.

Top
A %d blogueros les gusta esto: