Estás aquí
Portada > Tecnología > En academias de robótica niños mejoran habilidades psicosociales.

En academias de robótica niños mejoran habilidades psicosociales.

Lima.- Según especialistas en tecnología e innovación, los niños que participan en academias de robótica mejoran sus habilidades psicosociales para trabajar en equipo, aprenden a construir nuevas amistades, así como generan valores y competencias que les permitirá afrontar con éxito los cambios en el futuro. Este enfoque moderno e innovador de la robótica es promovido por la Universidad ESAN (UESAN) a través de su Laboratorio de Fabricación Digital (FabLab), el único en el Perú reconocido por el Concytec como Centro de Investigación Científica, Desarrollo Tecnológico e Innovación Tecnológica.

Según Naldi Carrión, coordinadora del FabLab, la UESAN promueve la “Robótica Educativa” que se originó en el reconocido Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), una de las mejores universidades del mundo. “Para los niños, participar en un curso de robótica es una experiencia única. Los niños tienen la oportunidad de fortalecer su imaginación y creatividad, es decir, aplicar modelos tecnológicos con el respaldo de modelos pedagógicos, los mismos que refuerzan el proceso de enseñanza-aprendizaje. De esta forma se garantiza mayor aprendizaje en la rama de ciencia y tecnología aplicada en problemas reales”, comentó.

En la Academia de Robótica del FabLab de la UESAN, los niños pueden aplicar sus conocimientos y capacidades de física, matemáticas, lógica, programación, diseño, planeación, entre otras habilidades como trabajo en equipo, trabajo sobre proyectos y resolución de problemas. Asimismo, desde una perspectiva de aprendizaje basada en competencias, los estudiantes no solo adquieren conocimientos, también aprenden a crear soluciones en base a la tecnológica. De esta forma, se preparan para un futuro complejo, donde lo único constante será el cambio.

“En la Academia de Robótica los niños maximizan su aprendizaje y el desarrollo de sus habilidades cognitivas a través del juego, es decir, aprenden jugando. Desarrollan su creatividad e inteligencia mediante la construcción y programación de sus robots. Desarrollan sus habilidades psicosociales creando nuevas amistades y valores a través del trabajo en equipo. Promueven la generación de competencias en un entorno pacífico y divertido”, manifestó Carrión.

El FabLab ESAN, como laboratorio de fabricación digital de la UESAN, tiene entre sus objetivos difundir el interés por las ciencias y la ingeniería, asimismo, busca fomentar la investigación y experimentación a través del acceso a la tecnología y sistemas de información.

Top
A %d blogueros les gusta esto: