Estás aquí
Portada > Especiales > Claves para construir una familia saludable en niños con TDAH

Claves para construir una familia saludable en niños con TDAH

Dicen que un niño inquieto es un niño saludable, sin embargo, qué ocurre si observamos que nuestro hijo posee una conducta inquieta, incapacidad de mantener la atención, impulsividad o falta de orden. Estos podrían ser síntomas de un posible Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH).

“En el Perú, hay alrededor de 75 mil niños que sufren problemas de falta de atención, impulsividad y comportamientos inquietos, síntomas primarios del TDAH que llevan una terapia psicológica y farmacológica como una solución exclusiva, de acuerdo con la Asociación para la Rehabilitación del Infantil Excepcional (ARIE).

En el marco del Mes de la Familia, se busca afianzar los vínculos entre padres e hijos y prestar atención a posibles padecimientos que se puedan notar en la primera infancia para brindar una crianza saludable. En ese sentido, ser un sano soporte para construir relaciones beneficiosas y seguras a futuro para nuestros hijos.

A fin de contribuir con la salud mental y la vida de los más pequeños de casa, Padres Positivos, escuela para padres de niños con TDAH para un mejor manejo de sus habilidades parentales, comparte algunas claves para disfrutar de una buena convivencia en familia si tu hijo padece TDAH.

  1. Entorno estructurado y seguro. Es importante organizar un modelo o guía para que los niños aprendan reglas y valores. De ese modo, tendrán la oportunidad de explorar, descubrir, experimentar y desarrollar habilidades en un ambiente libre de ruidos con reglas y normas claras sin dejar de lado la supervisión adecuada, permitiéndoles desarrollar la previsión y la responsabilidad.
  1. Tener expectativas realistas. Los niños se desarrollan a ritmos diferentes. Las habilidades de aprendizaje dependen del grado de madurez cerebral que hayan alcanzado. Por lo tanto, es muy importante comprender la etapa física, mental y emocional con el fin de establecer expectativas realistas para respetar este proceso, no tomar atajos y comunicarse en su nivel de conciencia.
  1. Estimular y apoyar el aprendizaje cotidiano. Enseñar diariamente a los niños habilidades sociales, emocionales y conductuales con el ejemplo y la capacitación es clave en la crianza positiva para fomentar la motivación a través de la atención positiva que valora sus capacidades.
  1. Aplicar una disciplina asertiva. La crianza se debe basar en el respeto mutuo, la comunicación afectiva y resolución de problemas. Emplear la violencia como método disciplinario, traerá consigo actitudes agresivas y violentas. Es fundamental comprender el comportamiento del menor e identificar la habilidad que se quiere enseñar. 
  2. Cuidarse como padres.  Es clave en la crianza ser un modelo en la vida de un hijo, por tanto, es importante satisfacer las necesidades de adulto y distraerse, al hacerlo resultará más sencillo combatir con la frustración y tener más paciencia en la educación de los más pequeños de casa. 

Es importante aceptar que el TDAH, es una condición causada por diferencias en el cerebro y una alteración del neurodesarrollo. Es de vital importancia que la familia pueda educarse para ofrecer un entorno adecuado para el crecimiento del niño en la etapa más frágil. 

Padres Positivos brinda asesorías a padres o educadores vía online para identificar el método más adecuado para personalizar la crianza y educación de un niño con TDAH. Para mayor información, visita la página https://padrespositivos.com/.

El cuidado de un niño con TDAH en la etapa más temprana puede identificar aquellas causas que lo afectan, la comprensión por parte de los padres es sumamente importante para formar futuros adultos que vivan en armonía con ellos mismo y su entorno. 

Top
A %d blogueros les gusta esto: