Estás aquí
Portada > Noticias > 40% de niños menores de tres años tienen anemia en el país

40% de niños menores de tres años tienen anemia en el país

Lima, Perú.-. La anemia es una enfermedad grave que se presenta cuando la hemoglobina en la sangre ha disminuido debido a la falta de hierro en el organismo, ya sea por infecciones o enfermedades inflamatorias, en la mayoría de casos debido a una mala alimentación, cuando no se consumen alimentos ricos en este nutriente. De acuerdo a información de la OMS, los niños en edad pre escolar (47.4%) son los más afectados por la enfermedad. En nuestro país, según cifras del Ministerio de Salud, un 40 % de niños menores de 36 meses tiene anemia.

Los estudios demuestran que la falta de hierro en los niños menores de cinco años tiene consecuencias graves que afectan su desarrollo cerebral, corren mayor riesgo de tener alguna enfermedad infecciosa, tener poca energía en sus actividades diarias y un bajo rendimiento escolar. Por esta razón, la doctora Giovanna Valdespino, Jefa de Programas Preventivos de Sanitas, brinda las siguientes recomendaciones para prevenir la aparición de la anemia en los pequeños de la casa.

· Suplementarlos con hierro
Para el caso de los bebés: La recomendación general es que se empiece a dar suplementos de hierro en gotas a partir de los 4 meses de edad, si se alimentan exclusivamente de leche materna. Para aquellos bebés que toman fórmula, podría no ser necesario porque las fórmulas vienen fortificadas con hierro.

· Servir alimentos con alto contenido en hierro
Cuando empiece a dar alimentos sólidos al bebé, ofrézcale alimentos con hierro agregado, como cereales fortificados con hierro para bebés, papilla de carne y papilla de frejoles. Para los niños mayores, entre las fuentes buenas de hierro se incluyen la carne roja, el pollo, el pescado, las espinacas, la sangrecita y el bazo.

· No excederse con la leche
Si el niño tiene entre 1 y 5 años, se aconseja no darle más de 24 onzas de leche por día. La leche puede impedir la absorción del hierro y disminuir el deseo de comer alimentos sólidos, provocando una disminución progresiva de la hemoglobina.

· Mejorar la absorción de hierro
Para lograr una buena absorción del hierro, es necesario promover la ingesta de vitamina C, por ello, ofrézcale alimentos ricos en vitamina C como los cítricos, fresas, camu camu, naranjas, pimientos, tomates, y verduras de color verde oscuro.

· Realizar exámenes clínicos
La deficiencia de hierro y la anemia normalmente se diagnostican a través de un análisis de sangre, por ello se recomienda realizar exámenes para la detección de anemia a todos los niños a partir de los 9 a 12 meses. Según los resultados del examen, el médico podría recomendar un suplemento de hierro oral o un multivitamínico diario, o la realización de más análisis.

Recuerde que esta enfermedad se puede prevenir, por ello, no descuide la alimentación de su pequeño y llévelo a su control de Niño Sano para detectar cualquier deficiencia y corregirla oportunamente.

Top
A %d blogueros les gusta esto: